Los 10 relatos mejor valorados

descocado por mi perro

Descocado por mi perro lobo Hola mi...

MI ESPOSO ME CONVECIO DE PROBAR OTRO VERGA

MI ESPOSO ME CONVECIO DE PROBAR OTR...

Estacionamiento

Hola espero que te guste esta histo...

me iso el amor un san bernardo

Todo comenzo hace un par de años c...

amigas por accidente

mi nombre es karina les cuento este...

Kim: Mi primita... Mi putita (V)

" Despues de una buena temporada fu...

sexo con mi sobrina de 9 años y sus lindas coletas

Bueno mi nombre es Raúl rengo 20 a...

Mi prima numero uno

Era verano cuando ella llego, soy p...

mis compañeros de escuela

me llamo alex tengo 8 años soy de ...

Primera vez

Bueno esto que les contare es porqu...



Ultimos relatos


Mi hermano y mi primoCategoría: Sexo en familia

Por Elizabeth | 2015-03-19 00:25:28 | 0 comentarios

Soy Ellie tengo 16 años y este relato es 100% verdad
Sucedió cuando yo tenia 5 años, sabia que era el sexo pero mi mamá me había dicho que no tenía que hacerlo, mi hermano en ese entonces con 7 años me buscaba para "jugar" conmigo yo notaba que me abrazaba mucho y se pegaba a mi, durante un tiempo eso fue todo hasta que llegó el verano y nadábamos de noche los 2 desnudos sin que nadie supiera, él empezó a tocar mi coñito y me pedía que frotara su verga lo hicimos mucho rato y yo sentía como me iba mojando entera en su mano, era muuyy rico, luego empezamos a mamarnos entre nosotros yo le chupaba la pollita y el lamia mi rajita, después de un tiempo mi hermano invitó a un primo nuestro de 6 años y me dijeron que me querían hacer la mujer de ambos, yo no quería al principio pero ellos eran más fuertes y grandes que yo así que mi hermano se acostó y me tiró encima de él mientras mi primo se ganaba detrás de mi, yo tenía mucho miedo y lloraba y les rogaba que pararan, que no quería, cuando sentí la verga de mi hermano en mi coño le pedí que parara (yo en mi inocencia creía que podía quedar embarazada) pero él siguió hasta que sentí que me rompía algo y me dolió mucho, yo sollozaba, y mi primo detrás de mi sentí que me escupía es culo y luego trataba de meterme su polla también, yo lloraba diciendo que no, que me dolía pero el siguió hasta que entró toda su verga en mi culito a mi me dolía un montón y lloraba, pero luego fue pasando y empecé a sentir rico y gemía igual que ellos hasta que ellos empezaron a gemir más fuerte, yo no sabía que pasaba a sí que me asusté y les decía que no quería más pero ellos siguieron hasta que sentí como que se orinaban en mi y empecé a llorar, cuando ambos terminaron me hicieron que lamiera sus pollas y me las metían toda a la boca, a mi no me gustó el sabor y les dije que nunca más y ellos me dijeron que ahora era la esposa de ambos y tenía que hacer lo que ellos me dijeran o se lo dirían a mi mamá, yo asustada les dije que no diría nada y ellos me follaron juntos hasta que cumplimos, yo 10, mi primo 11 y mi hermano 12.
Mandenme sus comentarios/opiniones a todalanoche1313 @ gmail. com

Puntuacion: - Votos: 0

Leido: 193 veces

afrodiciaco maravillosoCategoría: Zoofilia

Por victor rojo | 2015-03-18 18:26:37 | 0 comentarios

EL AFRODICIACO MARAVILLOSO primera parte

Un viernes al salir del trabajo pase por una tienda naturista para comprar algunos tés, un empleado nuevo me atendió diciéndome llego su pedido son 300 pesos este afrodisiaco es maravilloso un gotero dura el efecto de 2-3 horas, sin decir nada pague y me retire actué como zombi.
Camino a casa me dije no compre los tés y compre algo que no era para mí pensando mil cosas recordé que mi esposa es muy recatada en cuanto al sexo, ella es una guerra de enormes pechos, lindas piernas y regulares nalgas me encantaría experimentar cosas nuevas en la cama.
Llego a casa y me recibe nuestro perro canelo un pastor alemán de 1 ano, escucho a Martha diciendo a los niños llego su papa vámonos los llevaríamos a San Diego con mis suegros a pasar el fin de semana, de regreso llegamos a una tienda de mascotas para comprar shampoo para canelo, Martha me dice voy al baño bueno estaré viendo a los perros, había mucho alboroto pregunte a que se debía hay varias hembras en celo y los machos se vuelven locos, orinan y arrojan feromonas anunciando su celo, para mi mala suerte se me cae la corbata a un charco de orines apenado la recogí y guarde en mi bolsa, justo cuando llega Martha preguntando lo mismo y le explique en eso veo el shampoo y le digo espérame voy a pagar para irnos, Martha sigue caminando y queda pasmada de cómo un macho quiere montar a una hembra, lo cual hace pero no logra abotonarse y se zafa Martha mira asombrada el tamaño del pene del perro y la bola, bonita función le digo cállate contesta vámonos.
Vamos a tomar un café y compramos el pastel que quieres, entramos y ordenamos el mesero regresa a llenar de nuevo las tazas Martha dice hoy al baño para irnos en eso recuerdo mi corbata pero al tocar mi bolsillo toco el frasco del supuesto maravilloso afrodisiaco y pensé y que tal si lo calo, rápidamente agregue un gotero al café de Martha lo preparo justo en eso llega ella y lo bebe sin notar nada, nos retiramos y emprendimos el regreso, volteo y miro a Martha muy chapeteada y sonriendo será efecto del afrodisiaco me pregunto. 
Amor de que te vienes riendo pregunto adivina me dice dame una pista bueno los vimos hace un rato que será me pregunto no doy dame más pistas bueno estaban dando función los perros pensé no creo si le digo me dirá solo piensas en eso estás enfermo. En los perros si contesta te dieron buen show solo les falto pegarse y que dices del tamaño del pene y de la bola empecé a fomentar su morbo es enorme no sé como las perras pueden aguantar ese tamaño.
N o solo las perras a muchas mujeres les encanta tener sexo con sus perros si algunas compañeras del trabajo las escucho que hablan mucho de eso sabes que antes de los 80 del 7-12% de mujeres lo practicaban y hoy en día del 19-20% lo hacen por muchas ventajas Martha escuchaba pasmada escuchando y preguntando.
Mira ahí hay una tienda de adultos entramos para que veas información sobre la zoofilia si te animas, sin titubear dice está bien entremos era verdad el afrodisiaco era mágico porque de otra manera mi esposa jamás tocaría el tema y menos entrar a la tienda, ella parecía una clienta regular vimos y compramos dos Dvd uno de información y otro de pura acción de zoofilia me dice al oído cómprame un regalo y yo te compro otro y nos lo entregamos en la casa, lo primero que se ocurrió fue un paquete con orejas, nariz y cola de perra precioso los envolvieron y salimos sonriendo y emprendimos el regreso Martha estaba súper cachonda preguntando todo sobre el tema yo le explicaba de una forma morbosa, lo que la prendió fue cuando le explique que el perro ideal para entrenar es como el canelo pastor alemán, grande, obediente, no castrado de un ano y que nunca haya cogido a una perra o sea virgen.
Así de esa manera se graban el olor de los fluidos de la mujer como si fuera una perra, con un fácil entrenamiento en 3-4 sesiones monta a la dueña y al quedar pegados con ella la reconocen y toman como su perra y le depositan hasta 150ml de esperma.
Casi al llegar a casa dice para y compremos una botella de vino estaremos solos hay que festejar o no quieres me pregunta claro que quiero, al llegar a casa canelo nos recibe muy inquieto y empieza a olfatear a Martha cálmate hermoso que te pasa sabes que le pasa Martha vienes bien excitada y mojada verdad si contesta pues ya te olfateo y eso lo éxito en serio no lo puedo creer, ahorita lo veremos en el Dvd sube las cosas yo abriré el vino aproveche y agregue otro gotero Martha lo bebe como si fuera agua coloco el Dvd explicando el porqué el auge de la zoofilia, características principales de la mascota, como iniciarlo, evitarlo y ensenarlo a que te monte.
Después el Dvd de acción ahora veras mujeres montadas y abotonadas como perras disfrutando, Martha estaba tan excitada que sola se tocaba la Pepa y sobaba los pechos, que te parecen los ideos riquísimos y excitantes pero es muy grande su pene además la bola una vez que entra la vagina se amolda fácilmente si por ahí salen los bebes.
Sabes que Martha que tu serias una preciosa perra de primera, sonriendo dice tú crees además lo que disfrutarías seria un mundo nuevo en sensaciones y orgasmos.
Te animas yo te ayudo y tomamos ideo para verlo y lo borramos luego pero con quien pregunta pues con el canelo, se olvido loco en cuanto te olio además está limpio, vacunado y preparado para ti y no hay nadie. Voy por el ella dice espérate, no hago caso y voy por el canelo y le preparo otra copa, hoy canelo te quitaran lo virgen.
Subo y le digo a Martha tómatelo de un trago esto te ayudara a convertirte de de mujer a perra, pero como le hago suelto al canelo solo acarícialo déjalo que te huela casi al instante canelo mete la cabeza entre las piernas de Martha, que te dije ya te olfateo listo lo primero ya te acepto como perra, ahora quítate la ropa solo déjate la interior, déjame ponerle guantes para que no te arañe ponte en cuatro patas y juega con el trata de tomarle el pene y mastúrbalo.
Canelo empieza alambor la Pepa de Martha ahora ya quítate todo y abre las piernas en unos segundos llega al orgasmo diciendo actor me voy a venir que rico canelo sigue así con tu lengua métela toda, Martha lo masturba y aparece su enorme pene Martha dice asombrada que grande era tienes mi perrito, detengo a canelo y lo meto al baño.
Martha canelo está listo para tratar de montarte te animas y le seguimos tratara de montarte pero lo logran en la 3-4 sesión que dices en eso empieza a llorar el canelo está llorando por su perra te animas si actor déjalo que me monte y si te coge lo dejo que tela meta solo la verga o qué y trate de pegarse si actor déjalo y ayúdalo, entonces ten ponte esto y le doy la caja con el disfraz de perra póntelo para que tu transformación a perra sea completa y déjame limpiarte un poco solo que no la limpie le frote la corbata con esencia de perra en celo.
En cuanto abro la puerta canelo olfatea a su perra en celo y trata de montarla, acomódate Martha pégate nalgaditas así lo tomara como invitación, sin más la monta y a la primera le atina a la mojada Pepa de Martha Víctor ya me la metió que hago relájate y en cuanto meta la bola parara y empezara a echarte esperma todo ese tiempo dile cosas como que canelo que rica verga tienes eres mi dueño soy tu perra cosas así
Bueno primero di como te sientes y que es lo que deseas.
Me siento súper caliente y quiero convertirme en la perra de mi canelo, no me importa nada en este momento solo deseo la verga de mi canelo y me convierta en su perra.
Fin de la primera parte.

Puntuacion: - Votos: 0

Leido: 176 veces

NUESTRA MAYOR PERVERSIÓN ES UN SECRETO (Parte 2)Categoría: Lesbianas

Por gonzo | 2015-03-18 01:01:58 | 0 comentarios

Separando las piernas, dejó que su vagina se abriera y la muy desvergonzada metió una de sus manos entre sus muslos por atrás y separó sus labios vaginales, se frotó en medio sin quitarme los ojos de encima, al roce de sus dedos sus carnosos labios vaginales sobresalían perfectamente hacía adelante dejando al descubierto su rojizo y húmedo clítoris, él mío estaba palpitando al ver a mi hermanita desnuda manoseándose en frente mío. Cuando dejó de manosearse, yo aún más desvergonzada que ella, me puse a tocar mi vagina en frente suyo, estrujé unas cuantas veces mis labios vaginales de arriba hacia abajo y luego di unas palmaditas encima de la zona de mi clítoris palpitante, luego me di la vuelta para enseñarle mis nalgas, lo quería hacer bien, quería que ella realmente me viera el culo así que flexione un poco las rodillas metiendo la espalda y sacando el culo en dirección a ella, para que se abriera bien y mi ano quedara completamente expuesto a sus ojos, me cogí las nalgas con ambas manos por los costados y las separé hasta sentir como mi ano se abría para que ella viera hasta adentro, seguramente quedo abierta y expuesta también mi entrada vaginal, mis dos orificios de entrada puestos a disposición de su vista. Yo estaba segura que con eso había quedado con más deseo de tocarme y con seguridad quería palparme las nalgas, sentir mi jugosa entrepierna y hasta darse el gusto de meter un par de dedos en mi vagina, estaba tan segura que había quedado más deseosa de mí que, me di el gusto de darme unas palmadas en las nalgas con ambas manos y volver a exponerle mi ano sujetando mis nalgas a los costados, luego me solté y me di vuelta para mirarla como ella me había mirado momentos antes cuando se tocaba.

Sin dejar de mirarla tomé mis tetas, y comencé a apretarme los pezones con los dedos para que chorreara otra vez mi leche, más sucia que ella me sacaba la leche en sus vistas frunciendo mis pezones aprisionándolos con mis dedos, manoseaba mis pezones a mi antojo, ella, excitada más que nunca me miraba hacerlo. Tomaba mis dos pezones y los jalaba hacia adelante sacándome más gotas de leche, que ahora, saltaban hacía adelante, y me complacía viendo como se le hacía agua la boca por beber cada una de esas gotas, y dejar que salten directo a su boca. Liberé uno de mis pezones, pero fue solamente para sujetar todo mi pecho, y amasándolo hacia arriba me llevé el pezón a la boca y cubriendo toda mi aureola con la boca empecé a mamar mi propio pecho y a beber mi leche, eso la puso tan deseosa que de seguro quería pedirme a gritos que la deje mamar mi otra teta, pero yo me puse a mamar sola y a disfrutar de mi leche.

Mientras mamaba de mi propio pecho la veía, estaba intentando mostrarse calmada y ligeramente meneaba sus propios pezones con las manos, masajeaba encima de sus pezones como si quisiera sacar de ellos lo que salía a borbotones de los míos, no dejaba de mirarme. Yo ya había dejado de disfrutar de mi pecho y de mi leche, y entonces le dije que si se acercaba le daba de mamar de mis tetas, su boca se notaba ansiosa, salivaba dispuesta a beber de mis pechos, le excitaba hasta conmocionarse el solo pensar que le dejaría tomar la leche directamente de mis pechos.

Deliberadamente, la jovencita se puso tierna, bajó la cabeza y mirándome de reojo como una niña boba; tomó con ambas manos una de sus tetas, con una mano tenso la piel de su seno hacia arriba hasta que su pezón se elevó, con la otra mano tomó su pecho por debajo y lo condujo directo a su boca, y aun mirándome como me miraba se la metió a la boca, introduciéndose hasta adentro y lo más que podía toda su teta, su pezón y su aureola se perdieron dentro de su boca y se dio a sí misma una buena chupada, luego, dejando su teta dentro de su boca con más ganas apretó su pecho por los costados con ambas manos, como si estuviera exprimiendo una naranja para sacarle todo su jugo. Y luego de que toda su teta se perdiera entre su boca y sus manos dio por finalizada aquella mamada dejando libre su enrojecido pecho. Juntó sus senos en medio con sus pezones despuntados y con los dedos de una mano empezó a remover uno de sus pezones para volverme a mirar.

Yo le pedí que se acercara y le dije que le daba de mamar de mis tetas, pues se lo había ganado después de haberme excitado tanto, ella empezó a acercarse, aun jugaba con sus tetas y eso me gustaba porque sus pezones siempre despuntaban hacia adelante como sea que ella manejara sus pechos, eran unas tetas tan redondas que apenas cabían en sus manos y sus pezones salían de entre sus dedos. Ella ya se me acercaba a paso lento, mirándome como una loba hambrienta; hambrienta y sedienta porque se iba a comer mis tetas, yo iba a dárselas, con todo y leche, pero no sin antes probar de las suyas, aun cuando no tuvieran leche que ofrecerme. Y fue así que cuando ya la tuve a mi alcance, le tomé una de sus tetas con la mano, con la otra lleve su melena tras su hombro para que no me estorbara, y sintiendo el peso de su pecho sobre mi mano, me agache lo suficiente para ponerme a lamer. Como mi mano tomaba su pecho por debajo dirigí su pezón hacia mi boca, y como sus pezones siempre despuntaban hacia afuera, no tuve problema en tener totalmente despejado y liso todo el rededor, en la primera lamida sentí su pezón salido aplastándose sobre mi lengua, totalmente entregado a mi lengua su pezón se dejaba hacer a voluntad, una lamida tras otra y su delicioso pezón ya era mío, apretaba su pecho por los costados y a la vez le hacía lamidas tan intensas que sentía incluso la piel de su aureola al contacto de mi lengua, esa teta era agradable, mi boca no se cansaba de lamer encima, no se cansaba de venir una y otra vez sobre su ligero pezón. Apreté más su pecho por los costados con mis dedos y su pezón salió hacia el centro de mi lengua como una protuberancia, aproveché para lamer su rico pezón por debajo llevándolo hacia arriba y estaba tan sobresalido ese pezón que podía manejarlo con la punta de mi lengua y llevarlo hacia arriba hasta que su propia punta se pegara a la piel de su aureola. Dejé de lamer, acaricié ese pecho cubriendo su pezón con mi mano, sobaba llevando el peso de ese seno hacia arriba y hacia abajo, luego le di un beso por encima del pecho y la solté.

Ahora si estaba lista y dispuesta a entregarle los pechos a mi hermanita para el deleite de su ansiosa boquita, hice los hombros hacia atrás dejándole mis pechos bien expuestos. Ella se agachó a recibirlos en su boca, me tomo por los costados y mis tetas fueron a dar a su boca, ella se metió en medio y alternaba en chuparme una y otra teta, sacaba la lengua y recogía la leche de mis pezones, ponía sus labios alrededor de mis pezones y se ponía a chupar. Recargó su cuerpo agarrándose de mis costados, así lamía placenteramente; se detuvo en uno de mis pechos, se puso a mirar como brotaba de mi pezón derecho la gota de leche, se relamía los labios del gusto y antes que chorreara la gota hacía abajo, juntó los labios alrededor de mi pezón y absorbió esa gota de leche, apoyando una mano por debajo de mi pecho ligeramente empezó a apretarlo y bebía de él sin descanso. Yo sentía como succionaba mi pecho y me sacaba la leche, eso me excitaba lo mismo que me aliviaba, ella mamaba sin detenerse, sin siquiera soltar mi pezón por unos segundos, succionaba seguido la leche, se la quería beber toda de una sola vez y entonces se tomaba el tiempo para succionar sin pausa ni descanso. Quería llenarse de toda la leche, beberse mis pechos hasta dejarlos vacíos, yo solamente la miraba como disfrutaba al hacerlo, la miraba recargada sobre mis pechos con su boca pegada a uno de mis pezones succionando hasta llenar su boca y tragárselo todo. Bebió de mis pechos hasta quedar satisfecha.

Cuando se levantó de mis pechos y me miro, vi como entre sus labios juntos aun había quedado algo de leche, me miro agradecida, sonriente y excitada. De mis senos aun brotaron un par de gotas que se quedaron en la punta de mis pezones, pero hasta mis aureolas quedaron humedecidas de las lamidas que había recibido; limpie esas gotitas de leche de mis pezones con mis manos y a la vez me las lleve a la boca para lamerlas. Luego la tomé a ella por la nuca y me acerque a darle un beso, aproveché de saborear su lengua junto a la mía, relamí dentro de su boca ese sabor a leche que había quedado, ella muy excitada me agarró con firmeza y paso su lengua a mi boca para lamerme intensamente, metía y sacaba su lengua de mi boca, nuestras lenguas se relamían ahí dentro, fue intenso y saboreamos de intercambiar nuestras lenguas. Luego me solté de su cuerpo y me di vuelta para rápidamente buscar un par de consoladores que traía en el bolso.

Volví con ella, esta vez agarrada de mis consoladores, uno más grande que el otro, ella al verme agarrada de ellos se sonrió y limpio el exceso de saliva de su barbilla. Mire mis consoladores y me decidí por el más grande, era un consolador lésbico, largo y flexible, de dos bordes para doble penetración. Se lo puse en frente, ella lo agarró y probó con sus labios uno de los bordes, definitivamente le encantaba, y eso me daba una idea de donde iba a parar ese consolador, a una de sus cavidades genitales, ya sea su ano o su vagina. Pero primero iba a parar a nuestras bocas, ambas tomamos el consolador por el medio, apuntamos los bordes a nuestras bocas y empezamos a metérnoslo lo más al fondo posible…

Si quieres leer completo éste lujurioso relato que viene en formato de libro digital con imágenes incluidas, escríbeme a mi correo y pídemelo por su título: ellibrodegonzo@gmail.com

Puntuacion: - Votos: 0

Leido: 107 veces

Mi hermana, dos desconocidos y yo.Categoría: Sexo en familia

Por schoolfuck | 2015-03-17 20:36:19 | 0 comentarios

Un día de agosto, mis padres me dijeron que se iban a la playa. Era sábado por la mañana y yo estaba bastante resacoso, así que la verdad es que no me apetecía, pero entonces, desde su habitación, mi hermana Mónica gritó si tenía que cogerse una toalla. Mi madre le dijo que sí, que se la cogiera. Así que, mh.... mi hermana se iba con ellos a la playa. Eso estaba mejor. Habían pasado ya unos meses desde aquel polvo tan acojonante y desde entonces no había vuelto a pasar nada entre nosotros. Yo me había dedicado a mirar en su ordenador y buscar fotos sexys de mi hermanita.

Me lo pensé, me apetecía ver a mi hermana en bañador, intentaría hacerle alguna foto sin que me viera para colgarla en el perfil que había creado con sus fotos. Me apunté a la playa con la familia.



Mi hermana estaba muy buena. Extremadamente delgada, pero con esa carita tan dulce e inocente. Y esas piernas tan fibradas, con esos pies tan bonitos. La verdad es que me recreé mirándola estirada en la playa como pude. Me moría de ganas de follar con ella otra vez. Me tuve que poner boca abajo para ocultar mi tremenda erección. Si nuestros padres se enteraran... Tras unas horas estirados, nos dijeron que se iban a comer al chiringuito. Yo les dije que me quedaba estirado, y para mi sorpresa, Mónica dijo que también. Nos ibamos a quedar solos... Esto se ponía interesante.

En cuanto hubieron desaparecido, dejé de disimular y miré a Mónica con más atrevimiento, pero el justo, no quería presionarla. Estaba muy rica... En un momento, se quitó la parte de arriba del bikini y se puso en top-less. Aquello era demasiado. Sus pequeñas tetitas, me estaban excitando. Se estiró a tomar el sol como si nada, con los ojos cerrados. Sus oscuros pezones se empezaron a poner duros, erectos. Mi polla también... Cuando no lo soporté más me fui corriendo al agua, para bañarme... Mónica vino detrás de mí...



Empezamos a chapotear y a jugar en el agua, como buenos hermanos, pero era evidente que Mónica intentaba tontear conmigo, ponía era cara de zorrilla que tanto le gustaba poner... Mi polla estaba a punto de estallar, por suerte estabamos dentro del agua y no la veía, pero cuando la rocé con su culo, ella lo notó.... Me miró como una traviesa y soltó un gemidito... Le cogí suavemente el culo... Miré hacia el chiringuito, nuestros padres estaban lejos, comiendo... "Oye... que te parece si vamos a dar una vuelta?" le pregunto... Mónica me sonríe y me repasa con la vista... de arriba a abajo... "Venga..." le digo.... Salgo del agua y cojo la toalla, Mónica va detrás mío como una buena hermanita. Vamos caminando, nos alejamos un poco de la playa, al bosque que había tras una colina...



Estoy cardíaco,... no sé cómo aguantaré sin perder los papeles... Mónica camina a mi lado, haciendo alguna broma estúpida, ella también está nerviosa y excitada... nos seguimos metiendo en el bosque, hasta encontrar un sitio cómodo, escondido entre unos setos... Me avalanzo sobre ella y cogiéndola por el culo, le meto la lengua dentro de la boca con muchas ansias... Mónica gime y empieza a morrearme, babeando, como cerdos los dos. Empiezo a frotar mi polla durísima contra ella, con nuestros bañadores mojados, tiene el culo perfecto, con la piel de gallina, un poco húmedo... Sin dejar de morrearnos nos bajamos los bañadores... mi polla empinada contra su chochito... ai, hermanita..... nos tiramos en el suelo... ella se abre de piernas, tiene el coño mojadísimo... no aguanto y se la meto.... suelta un grito...



Empiezo a bombear... es maravilloso... Me encanta ver como disfruta, cierra los ojos y se relame los labios. Eso es hermanita, disfruta de mi polla... Se la meto hasta el fondo, suelta un gritito, su coño es prieto, pequeño, muy placentero... Me froto contra ella sin dejar de follármela... Follamos sin dejar de disfrutar. Mi hermana cierra los ojos y se relame, estamos empezando a sudar, extasiados…

En algún momento del polvo parece que oímos a alguien entre los matorrales, tal vez el típico mirón que se esconde tras los setos. No dejamos de follar, pero Mónica y yo miramos hacia el mismo punto del bosque. Hay alguien mirando como follamos. No puedo pensar en eso, de hecho me da igual. Sólo existe mi hermana, abierta de piernas, con el coño abierto, esperando que me la siga follando. Por un momento creo que ella se va a cortar, pero mira hacia el punto de donde sale el ruido, y entonces empieza a gemir más alto, con más vicio.

Qué zorra es mi hermanita, me pongo todavía más caliente. Mónica empieza a hacer teatro, grita mientras me cabalga, mientras salta sobre mi polla… El mirón sigue machacándosela detrás de un arbusto, cada vez se esconde menos… La cojo bien del culo y me la folló como si no hubiera mañana. Cuando estoy a punto de correrme, me detengo bruscamente y morreando a mi hermana, le saco la polla, palpitante, a punto de eyacular. "¿Qué haces Pedro?", me pregunta ella, jadeante…. "Espera un segundo, Mónica, ponte así…."… La cojo por detrás y la pongo a cuatro patas, con su culo en pompa, apuntando hacia mí…



La abro bien de piernas, quiero que el mirón le vea bien el culo y el coño a Mónica, el coño que voy a seguir follándome… Eso es hermanita, uno de mis mejores polvos, sin duda… Apunto hacia su coño y empiezo a metérsela, lentamente hasta llegar hasta donde no podía más… Empiezo a bombear, es maravilloso, Mónica jadea, gime y se retuerce de placer… Yo hago esfuerzos titánicos para no correrme, quiero disfrutar de mi hermana más tiempo y hasta el final…. Le cojo bien del culo, tan duro y tan terso, los dos sudando a mares, extasiados… Creo estar oyendo al mirón jadeando, tal vez no esté solo y nos están mirando algunos,… Mónica parece disfrutar con el papel de zorra y se mueve y se exhibe como si fuera una aspirante a pornostar.



Entonces, justo en el momento en el que saco mi rabo para no eyacular, del arbusto sale un chaval de mi edad, más o menos, y un señor de unos cincuenta años, los dos con la polla en la mano, se la estaban machacando mientras nos veían follar. Los miro sonriendo… Mónica no parece nada sorprendida… rozo mi dura polla contra las nalgas de mi hermana… Venga, pervertidos, venid para aquí.

Se ponen los dos frente a la cara de Mónica y mi hermana, sin asustarse con los invitados, coge la polla del jovencito mientras se mete en la boca la del mayor... Empieza a comerle la polla mientras yo sigo penetrándola bien. Algo me dice que ese hombre mayor es alguno de los padres de familia que está en la playa tomando el sol con su mujer y sus hijos....

Saco mi polla del mojadísimo coño de mi hermana y le hago señas al madurito que está extasiado, disfrutando de la mamada que le está haciendo. Nos cambiamos de posición... el maduro se pone detrás de Mónica, donde estaba yo antes y yo me pongo frente a mi hermanita...



El padre de familiia empieza a follarsela mientras Mónica me masturba y le come ahora la polla al chaval de mi edad. Qué zorra es Mónica, le come la polla a el chaval de arriba a abajo, estoy seguro que me quiere poner a mil... se mete sus huevos en la boca, le deja el rabo cubierto con sus babas,.... mi polla está a punto de estallar, se la mete ahora en la boca,.... si, así, Mónicaaaaaaa...

Después de un buen rato, parece que al mayor no le queda mucho para correrse... Parece que no está acostumbrado a follarse chochitos tan jóvenes como el de Mónica. El tío jadea y suda... mira y magrea el culo de mi hermana como lo que es, un viejo verde y vicioso. A Mónica le pone cachonda ver que un señor seguramente tan respetable como él había perdido los papeles de aquella manera... Mueve el culo para que el tío lo vea bien... "Joder" dice él, "joder... niñaaaaa" casi susurrando... Mi hermana suelta un gemido de gatita... El señor suelta un "diossss" casi desesperado... y saco su rabo del coñito de Mónica.

Cambiamos de postura, tumbamos a Mónica sobre la toalla y la abrimos de piernas... vamos a follárnosla por turnos... empieza primero el jovencito... "joder, qué buena estás" dice el chaval, apuntando con su rabo al coño de Mónica y mirándola de arriba a abajo antes de metérsela.



Mónica está sudorosa, jadeante.... mientras él se la folla, Mónica me come la polla a mí y la maduro... qué zorra es mi hermanita, como le mola tener tantas pollas para ella sola...

El chaval le mete caña... fuerte, rápido... Mónica apenas puede chuparnos las pollas al señor y a mi... Me gusta... Están los dos cachondísimos... Acaricio la cabeza de Mónica mientras se mete mi polla en la boca... Eso es hermanita... El chaval joven saca su rabo palpitante del coñito de Mónica, me dice, "te toca, colega…" me acerco a la entrepierna de mi hermana, que sigue estirada en el suelo, abierta de piernas..., ella no deja de comerle la polla aquel señor. Su joven amigo acaricia el coñito de mi hermana mientras yo me pongo en posición… Mónica está preciosa, sudada, hiperfollada, se la empiezo a meter...

No voy a aguantar mucho más, mi hermana entre varios, y ella cada vez más zorra y viciosa, creo que ya no puedo más. Mónica gime cada vez más fuerte, mi polla palpita desesperadamente… "Mónica, no aguanto maaaaaaaaassss….." le digo, "venga, Pedro, córrete", me invita mi hermana…



Saco la polla... empiezo a correrme... Justo en ese momento, entonces, el chaval, se corre en la cara de Mónica, oigo su aullido mientras me repongo del super orgasmo...

EL papá de familia, me roza un brazo... y con la polla dura, me susurra... "disculpa"... Mónica, todavía relamiéndose con la polla del chaval, sonríe al papá... al señor... y este, se pone justo en el mismo lugar donde yo estaba y le mete su dura polla a mi hermana, a su coñito ya bien follado, sobre el que me acababa de correr... y empieza a follarsela... tampoco le queda mucho...



El señor aprovecha, se la mete todo lo que puede, suda a mares, es mucho esfuerzo, pero no sabe a cuándo volverá a tener la oportunidad de follarse a una zorrita así, tan joven y preciosa como mi hermana... Mi hermana lo mira con vicio, se saca la lengua y se lame los labios... "eso es" susurra el señor "respetable" y entonces con un gutural aullido saca su rabo eyacula sobre la entrepierna de Mónica, donde un par de minutos antes ya me había corrido yo...



Increíble… Mónica empieza a comerme bien la polla, como para limpiarmela de toda la leche, estoy extasiado… Qué ricura de hermanita… "Ufff… Mónica, si supieran papá y mamá como te quiero seguir follando, fliparían……" le digo… Ellla sonríe y se tumba sobre mi cuerpo, toda sudorosa, y me empieza a morrear… "Sí… quiero que me folles más, Pedro, de todas las maneras que quieras… ha sido increíble…". La abrazo fuerte, mi polla vuelve a estar dura, pienso en nuestro próximo polvo.


----
Si te ha gustado mi hermana, si te ha gustado la historia, más vicio en mi blog:
http://vicioencasa.blogspot.com.es/

Puntuacion: - Votos: 0

Leido: 198 veces

El hijo de mi hermano...Categoría: Sexo en familia

Por Egrojracso | 2015-03-16 03:15:10 | 0 comentarios

Mario es un amigo q me confio su vivencia el tenia 40 aunque parece de unos 32, su hermano rafa 25 cuando rafa se consiguio una veracruzana q tiene un niño de 9 años en ese entonces, algo afeminadito el niño dice mario pero a rafa no le interesaba eso decia q si a nandito le gusta la verga pos halla el, un dia mario peleo con su señora ya casi a punto de separarse y fue a buscar a su hermano y esta es la historia, q onda rafa nada mario mi ruca se fue a veracruz y viene en 2 semanas, estoy de vacaciones estoy echandome unas birrias echate una, simon carnal me bronquie con esta ruca ya sabes y ya en el cotorreo se acabo la cerveza dijo mi carnal deja voy por una charola eran como las 8 sale pues carnal, oye y nandito le pregunte, esta viendo videos alla adentro ay vengo, se fue y yo me levante para ir al baño cuando paso por con nandito mire q estaba viendo videos porno y el bien atento q haces nandito si te ve tu papa se enojara, tio q es eso, me desconserte son cosas q la gente hace cuando se calienta, aaahh y es rico, pos si pero donde lo agarraste, todavia no te la agarro tio no te entiendo, este chavillo q onda pense pero ya se me habia parado la verga, tu tambien tienes algo asi señalo la verga del bato, me gustaria saber como se hace eso y yo pos no soy de palo me calente, sobretodo recordando lo q hacia algunos años tuve la suerte de experimentar, hacer el amor con un niño jotito, me acerque y me quede inmovil pero el me bajo la bragueta no se en q momento pero cuando quise reaccionar ya tenia mi verga metida en su boquita, tu crees q lo hago igual q la señora del video tio, yo solo lo vi y agarre su cabecita se bajo a mis gwevos se subio y me metio su lengua en mi boca q ya no supe mas de mi, me encendio en tan poco tiempo q me perdi gozando lo q era obvio tenia experiencia en realizar, q es esto nandito tal vez no este bien, si tu papa sabe no dejame le dije, pero se me volvio a prender en un beso como yo creo ninguna mujer adulta me prendio antes al tiempo q sobaba mi verga con su mano juguetona y q mas puedo decir, el mocoso sabe como llevar a un hombre al cielo, al tiempo q pensaba esto no esta bien voltie a la puerta y vi q mi carnal estaba viendonos, el mocoso apago la luz de donde estabamos pistiando yo y mi carnal, yo no se si nandito se dio cuenta de q su papa nos habia descubierto pero el seguia mamando mi verga q parecia una llave de lo mojada por lo caliente q yo estaba, me incorpore y le dije al niño perame tantito mijo, carnal, rafa me hablo quedito, no te agwites carnal, disculpame rafa, ya ya ya no exageres si yo ya te habia dicho q a nandito le encantaba la verga pero como andabas queriendo meterle la verga a la ruca de tu compa ni atencion me pusiste, ya cotorreaste no bueno ahora echate una birria conmigo, ya pistiando y cotorreando paso el tiempo ya como a las 11 sono su telefono, q si le ayudaba a un vecino a echar unos muebles a la troca ya a esa hora nos habiamos echado un 6 cada quien y andabamos ya entradones, ay vengo carnal dijo te ayudo no aqui calmane, ta gweno salio y empezo nandito a hablarme mira tio la pelicula era tipo orgias ven me decia y yo me empezaba a calentar de nuevo pero me agwitaba con mi carnal pero nos dimos otras jainiadas el chavillo y yo pero cuidando la puerta, ai viene rafa le dije y ya seguimos platicando, mira carnal nandito sabe lo q le gusta y lo q quiere, me dice papi pero no por q quiere q sea su papa sino porque me dijo q yo soy su papasote y q cuando su mama no cumpla con sus obligaciones de esposa para eso esta el, el año y medio q tengo con su mama cuando nos juntamos el se me empezo a insinuar pasaba y me rozaba la verga me jalaba el pelo a la sorda, me sobaba la pierna comiendo y yo decia q gwevos de chavillo es aventado, y yo decia q hago su mama no me va a creer ya un dia q esta se fue a un beibi shower me hablo pa decirme q se iba temprano, llegue y ya no estaba en la casa quieres una cerveza papi dijo nandito llegue tan cansado del viaje 
q no pense de rato dije oye y estas birrias, mi mama las dejo para cuando tu llegaras papi, hasta donde es de cabron q le hablo a la mama eran ya las 8 a q hora se acaba la fiesta ma es q papi llego cansado y se tomo unas cervezas q habia y se quedo dormido, ay si esta pendeja las olvido bueno mijo me quedare en casa de mi prima si rafa despierta dile q vengan por mi en la mañana, esta bien mami, colgo y para esto ya habia puesto videos porno de donde agarraste eso mijo, mi papa me lo dio en veracruz el me dijo q un dia yo iba a querer hacer feliz a un hombre y asi era la mejor manera, yo me calente tanto q solo queria q me dijera lo q se me vino a la mente y luego, a pos me quito la ropa y el tambien empezo a acariciarme a tocarme con su lengua, con las manos y luego con su verga yo me sentia q deseaba q su verga me sobara todo el cuerpo, abrio mis nalguitas a me metio su lengua caliente yo nomas me retorcia te gusta nandito, claro papa sigue sigue mas, ya no pude mas, me dije rafa ni modo a ponerle al chavillo ya hiciste todo pa evitarlo ya dale lo q quiere, pero se me adelanto y se me subio encima su cuerpecito caliente lo movia como una experta me metio su lengwita y ya no tuve fuerza para rechazarlo lo agarre y casi nos comimos del faje q traiamos, ya mi verga casi reventaba el pantalon de lo hinchada q nandito me la puso, cochame rafa me decia se metia mi verga en la boca yo le chupaba su culito, me lambia lis gwevos se metio mi verga q pense q lo lastimaria pero el sabia como gozar sin sufrir mis ojos estaban en blanco yo solo sentia lo rico del gozo q me daba cuando ya me venia abrio su boca para saborear mis mecos q hacia tiempo no eran tan abundantes hasta me lambio la cara y sin querer probe mi leche pero estaba gozando tanto q lo q hice fue agarrarlo y besarlo aunque su boquita estuviera con mecos, y asi carnal hasta las 9 o 10 de la mañana q hablo la mama no dormimos por estar cochando toda la noche, es mas vente carnal vamos a ver los videos con el, llevale una birria al cabo q se toma 1 o si mucho 2, papi esta pelicula q me trajiste esta mas chida salud dijo mi carnal y empezo a jainiarse a nandito de rato le dice y para tio no hay nada, ven tio me dijo me volvio a sacar la verga y se la metio toda en su boquita la sacaba y se metia la verga de mi carnal me acosto y mi carnal le dijo tambien con tu tio vas a tener miedo, no papi me puedo sentar tio, claro mijo pero primero lo agarre y le mame su culito pa q la verga le entrara suavecito luego mi carnal me lo quito y le mamo mas el culo y me lo acomodo en la reata yo sentia q me moria de tanto gozar, luego mi carnal se acosto y el niño se empino para mamar verga como ofreciendome de nuevo su culito, le doy por ahi carnal, ponle carnal tu eres familia cochalo por donde el te pida ya con la verga bien roja lo ensarte mientras mamaba la verga de mi carnal y ya sin querer me vine saque la verga pero le deje algo de mecos en su colita mi carnal tampoco aguanto ya y cuando iba a aventar la leche, nandito se voltio a madre cayendo justo ensartado por la verga de mi carnal q le avento chorros de mecos q mijo no se la hago de pedo porque es leche de mi carnal y le embarro la leche con la misma verga quedando exhaustos por un rato para ya entrados por las birrias seguir poniendole toda la noche machin, nos daba bateria el chavillo pero no rajo leña, oye carnal y porque le da miedo, es q desde q me lo llevo a los viajes hay camaradas q me lo chulean y ya explicandoles les da curiosidad y si quieren con un billetito se cochan a nandito si el quiere verda mijo, si tio es mas deberias de venir con nosotros a los viajes asi me cuidas tambien, si carnal es q solo con los q a nandito le gustan y ademas tengo q estar yo viendo si no no se arma ya manda a esa puta de tu vieja a la verga nandito te va a hacer tan feliz como a mi, simon carnal, y ya son mas de 3 años q estamos con nandito, lo cochamos juntos o separados con clientes o tambien le gusta ver si cochamos morras, hasta donde el quiera le vamos mi carnal y yo, y la ruca o el bato q no quiera a la verga...

Puntuacion: - Votos: 0

Leido: 411 veces

NUESTRA MAYOR PERVERSIÓN ES UN SECRETO (Parte 1)Categoría: Lesbianas

Por gonzo | 2015-03-16 01:01:20 | 0 comentarios

Era la hora de descargar mis lechosos pechos de ex preñada, mis senos estaban llenos de leche, y como no estarlo si hace poco había dejado la barriga, cargar con los pechos llenos a todos lados me pesaba y con el calor que hacía en Montecarlo me hacían fatigar y me producían mucho bochorno, el calor excesivo hacia que mis pechos rebosantes por el escote se pusieran a sudar y tenía que andármelos limpiando por encima del escote mientras andaba caminando, con todo eso, ya quería yo sacarme la leche lo más antes posible, y hasta miraba a los que pasaban a lado mío por la calle con ganas de que agarraran una de mis tetas y se pusieran a mamar toda la leche que llevaba cargando para que así aliviaran un poco mi carga.

Pero ya había llegado al fin a casa, y después de aflojar la cremallera de mi espalda dejaba que mi vestido resbalase por los costados de mi cuerpo, deslizándose encima de mis redondos y maduros pechos hasta que cayera de mi dorso como una sábana que rozaba a su paso mis prominentes caderas, luego mis muslos y finalmente por completo caía hasta mis pies; en seguida me deshacía de mi hilo dental, metiendo los dedos por los lados y deslizándolo por los costados de mis caderas, sintiendo como salía de entre mis nalgas y rozaba justo en medio, viendo como los pelos de mi vagina asomaban libres después de haber estado aprisionados por esa mi prenda íntima que a decir verdad me fastidiaba ponérmela todas las mañanas después del baño, pero que era necesario llevarla puesta, sobre todo para que contenga todos esos flujos que se sueltan en cualquier momento mientras una roza su entrepierna y siente ese cosquilleo entre los labios vaginales. El caso es que al llegar a casa me deshacía del hilo dental, y luego del sostén que contenía mis sobrecargados pechos; apenas liberaba mis tetas y se venían hacía adelante y hacía abajo con todo su peso. Miraba mis pezones desde arriba y me daba un poco de tristeza verlos con que fuerza se iban hacia abajo con tanto peso.

Y a pesar de eso pensaba que mis pechos ya maduros pero firmes aún eran excitantes, entonces me los empezaba a tocar; consideraba que si me iba a sacar la leche con las manos lo iba a hacer de tal manera que iba a disfrutarlo. Encontraba especial placer al tomar mis tetas por los costados aprisionando por arriba con mi dedo pulgar y por debajo con el resto de mis dedos, de tal modo que recogía mis tetas desde abajo y las amasaba hacia arriba, haciendo que mis pezones despuntaran. Y de inmediato salían las primeras gotas de leche, por encima de mis dedos comenzaba a gotear, mis pezones y aún mis aureolas sobresalían hacia afuera y gota tras gota caían pesadamente sobre mis dedos y sobre la parte de abajo de mis pechos; mi abdomen comenzaba a mojarse de mi leche y eso me excitaba, con mis manos ajustaba mis senos hacia adelante como si exprimiera dos toronjas jugosas, más leche empezaba a salir con fuerza, algunos finos chorros de leche saltaban esporádicamente, la abundante leche que tenía en mis pechos ahora empezaba a salir y eso me hacía sentir más relajada; disfrutaba de esa excitación que sentía al oprimir mis pechos, mis pezones estaban firmes, mi vientre humedecido de leche se contraía y gemidos cortos salían de mi garganta cortándome la respiración, estaba excitada disfrutando de mis pechos y de la leche que se derramaba incesantemente. Dejé uno de mis pechos y puse mi mano en mi vagina, empecé a sacudirla, las yemas de mis dedos frotaban los pliegues de mi vagina justamente donde cubrían mi clítoris, mi cuerpo se estremecía por dentro y mis piernas temblaban, una de mis manos aún estaba tomando una de mis tetas y la aprisionaba incansablemente, mis gemidos no paraban de venir seguidos uno detrás de otro sobre mi garganta, sentía que el aliento se me iba; quise parar pero no podía solo disfrutaba de mis tetas y del goteo de mi leche.

De repente oí los pasos de mi hermana que venía hacia donde yo me encontraba, tape mis pechos con ambas manos y me puse atenta tratando de calmarme y aflojar mi excitación, como ya era su costumbre ella venía a fisgonearme, a excitarse con mis pechos y con la leche que brotaba de ellos.

Como siempre, se presentaba ante mí en pijamas, y es que como recientemente había terminado la secundaria y aun no se decidía por seguir estudiando o ponerse a trabajar, se pasaba gran parte del tiempo tirada en la cama durmiendo y seguramente masturbándose el poco tiempo que pasaba despierta. Ella venía y miraba mis pechos maduros y se ponía a babear por ellos la muy cachonda. Se tocaba su propio pecho y desabotonando un par de botones de en medio de su pijama, de entre los botones sacaba sus redondos y grandes pechos juveniles, con esos pezones negros y rígidos despuntados que se veían tan o más jugosos que los míos aun cuando de ellos no brotara ni una gota de leche. Así como mis pechos la ponían cachonda, los suyos me ponían a salivar la boca del deseo; tenía una forma muy peculiar de mostrar sus adorables pechos entre la pijama; sin desabotonarse por completo la pijama ni por debajo ni por encima de sus pechos los sacaba por el centro, y eso me gustaba tanto que juntando mis piernas, movía mis muslos y rozaba mis labios vaginales en medio. Ella se daba tan perfectamente cuenta de esa mi excitación que, luego de darle una buena manoseada a sus tetas, metía su mano en el pantalón de su pijama y se tocaba excesivamente, hasta dejar sus pantaloncillos medio caídos y yo miraba casi sin pestañar como se frotaba su vagina, y como disfrutaba de hacerlo, su excitación subía cada vez más. Con su mano en medio de sus entrepiernas se frotaba juntando sus muslos en medio, parte de sus caderas quedaban al descubierto y de la piel de su firme vientre ya aparecían algunos cuantos de los pelitos de su vagina, los pantaloncillos se le chorreaban cada vez más y casi quedaba al descubierto su sexo desnudo pues ya se notaba que no tría nada dentro; y a propósito yo la reprendía preguntándole porque no traía puesta una tanga.

Y ella desafiante me miraba, alzaba una pierna como perrito en posición de meada y metiéndose más la mano entre sus piernas, frotaba groseramente su vagina delante de mí, parece que incluso podía alcanzar parte de sus nalgas o su ano metiendo la mano de esa manera, y al poco rato con voz entrecortada por su elevada excitación me respondía: “tal vez no la traigo puesta porque soy una sucia”. Y me miraba con esa su cara de boba excitada, perturbada y con la mirada perdida mientras se frotaba más el sexo.

Esas sus palabras me excitaban, mientras ella tocaba aún más sus genitales dentro de esos pantaloncillos, hasta aquí me llegaba el olor que destilaba su sexo jugoso y adolescente. Finalmente el pantaloncillo cedió al manoseo y se deslizó entre sus piernas. Separando las piernas, dejo que su vagina se abriera y la muy desvergonzada metió…

Si quieres leer completo éste lujurioso relato que viene en formato de libro digital con imágenes incluidas, escríbeme a mi correo y pídemelo por su título: ellibrodegonzo@gmail.com

Puntuacion: - Votos: 0

Leido: 161 veces